Páginas vistas en total

España ................ ME GUSTA MI PAIS!!!.

TRADUCE ESTE BLOG A TU IDIOMA O LENGUAJE

domingo, 28 de octubre de 2012

Caidas varias, pero bien.


Reunidos y ataviados con ropas del tiempo de la risa (cada uno se protege y viste como quiere) un buen grupo del Club Ciclista El Álamo, listo, para otra salida campestre por los alrededores de nuestro querido pueblo.

La mañanita, fresca (y yo, sin guantes, aún no los "necesito"), el ritmo de salida aceptable para entrar en calor lo antes posible y como si de un tris-tras se tratara, ya estábamos subiendo el primer repecho del día, no sin antes remojarnos los pies en las aguas del Río Guadarrama o mejor dicho, en un arroyo que desemboca en el.
6 Km. subiendo para alcanzar las Cárcavas de Carranque y descender por el cuestón de Canto Banco hasta la policromática arboleda en este tiempo, que nos conduciría hasta el Puente del Arqueológico.

Como las últimas lluvias han hecho de las suyas, en dicho cuestón, las inmensas y serpenteantes grietas del suelo, han probado la dureza de las carnes de nuestro querido Aurelio, dándole una buena costalada, al introducir este, una de sus ruedas en una cuña de estas regueras. Ha sido más el espectáculo de la caída, que los daños sin ningún interés al propio y a extraños, vamos, la típica caída tonta.  


 Un brevísimo reagrupamiento, para seguidamente, adentrarnos en los bosques de Carranque y conducidos  en otra bonita ascensión a través de los frescos pinares, por la Ruta del Quijote. 
 Los cazadores hacían sonar sus atronadoras escopetas, y en este lugar, se ampliaba el sonido como si a un metro de distancia nos estuviesen disparando.
 Charlando de mil cosas, casi sin darnos cuenta, se ha producido la parada del avituallamiento y descanso del grupo, aprovechando para las instantáneas y unas risas.



Nuevamente en marcha, y dirección al Monte de Batres, se han atravesado las campiñas, hasta llegar a la cima, eso si, por la parte de subida larga, pero muy tendida y fácil. Cosa de agradecer, por que así se disfruta de la bici, sin tener que estar con la tensión de no perder al grupo.

La otra cuestión del día ha sido el descenso de este preciado Monte por la zona arenosa y con violentas regueras en el camino de Arroyomolinos, donde un servidor, ha olvidado todo lo estudiado en un "aparatosoespectacular" hundimiento de toda la suspensión de la bici, apeándome de ella en un giro a la derecha y hacia abajo, con un impulso tal, que el cuerpo ha salido despedido de la máquina, dando un giro hacia adelante, para aterrizar de cabeza y sobre un suelo acogedor, sin que el cerebro haya tenido tiempo de procesar tal costalada. De la cual he salido ileso y sin rasguño alguno.
 Más adelante nuestro amigo Fernando ha hecho lo propio para intentar mejorarlo, pero la ocasión ya se pasó y la suya ha sido una caída vulgar y sin ningún interés. También lo ha intentado Félix, pero se le aplica el interés del anterior concursante. Jajaja. Los campeones de hoy en caídas, Aurelio y yo.


 El tramo final de esta etapa se ha modificado por hacerla un poco más larga y entretenida, pasando por un estrecho sendero resbaladizo y en ocasiones sin suelo con vistas al Río Guadarrama, desde unos terraplenes con caída si las hubiere habido, a las espesas zarzas de la lejana orilla del turbio y frío Río. En principio se circulaba a la pata coja, pero la sensatez ha hecho que este tramo fuera, un paseito a pié.



 Con el terreno ya favorable para la práctica del ciclismo de montaña, y después de encontrarnos con los compañeros del grupo B, al que Juan Carlos a uno de ellos, le estaba recuperando con un fisio-terapéutico masaje en una pierna, las hostilidades y rápidas pedaladas del grupo, han hecho casi un sprint de 10 Km, donde, hay que tener muy en cuenta a Luis Solana, que con la fuerza que el solo imprime a esos pedales, ha desfondado a todos, llegando como una rosa hasta el final, dando cuenta de todo el que se acercaba a el para intentar seguirle, y, a ese ritmo. Todo un fenómeno este Luis.


 Como toda salida realizada con este Club, la de hoy, ha sido otra gran experiencia que lo aprendido, dificilmente se olvidará. Que suerte tengo.



Más fotos.AQUÍ.#

domingo, 21 de octubre de 2012

Pronóstico, mucha lluvia... asfalto seco.

 Antes de nada, nos hemos dado cuenta que el reloj de la plaza, está en hora, por lo tanto, la morena se queda sin ronda. (ver entrada anterior) Ojalá funcionasen las cosas de este pueblo haciendo difusión a nivel general para que todo el mundo se entere. Pero eso, son otros cantares que en este blog no es de recibo.

 Con la puntualidad que marcaba el reloj, ahí estábamos otra vez para darnos los paseos pertinentes en las diferentes modalidades y estilos de ciclismo, mtb y carretera, mi grupetto ha sido el de carretera.
 Solo cinco, con las ruedas flacas y un atracón de kilómetros para digerir en este día de nubes negras amenazantes de agua, que al final y desde el principio, se ha quedado en "ná", el asfalto seco y en buen estado...


Contando las anécdotas del día sin darle importancia al recorrido, destacaremos la sospechosa y reconstituyente "barrita" de chocolate con la que nos ha aparecido nuestro amigo Sergio, como no había desayunado, (dice) eso le serviría de alimento nutriente para esta mañana. Una descomunal pieza, que dificilmente, se podía ocultar o guardar en los bolsillos dado su espectacular tamaño.

Y entre comparaciones con la barrita, a veces odiosas, ya me entendéis, se ha llegado desde El Álamo, hasta el pueblo de Navalagamella, no sin antes pasar en nuestro recorrido por las localidades de Navalcarnero, Villamanta, Aldea del fresno y la simpática subida hasta Chapinería, donde unos repechos más adelante, nos adentraban en el citado pueblo de Navalagamella para dar cuenta su autor y propietario del preciado alimento envasado, y el resto, lo nuestro,un café calentito, refrescos y algo de tapa para recuperar fuerzas y proseguir viaje de vuelta.


  
El viento ha sido un amigo más en todo el recorrido, pero un amigo de esos pesados que continuamente están en "tol medio" dando la plasta por todos los lados, principal mente de frente y dificultando la pedalada. Pero eso, es parte de este negocio de las dos ruedas y un sillín.



Los kilómetros finales, justamente la mitad del recorrido, han sido los mejores, pues un descenso de 11 Km. hasta la localidad de Quijorna, con rampas negativas del 7% bastante largas y con unas curvas muy bien peraltadas, nos ha hecho alcanzar por momentos, velocidades de hasta
73 Km/h. cuidando mucho de no invadir el carril contrario, para no desequilibrar y tirar a los motoristas que subían por el lado contrario (jeje) y disfrutar todos, del terreno que nos tocaba recorrer en ese momento.

La carretera desde allí (Quijorna) y hasta la localidad de Villanueva de la Cañada tiene un amplio y continuo subir, y en este punto, Sergio, ha demostrado su buen estado físico y su fortaleza, llevándonos casi en volandas por esas cunetas y hasta casi la localidad de Brunete. Por que, en su afán de pedalear como un perseguido por el de la guadaña, se ha empeñado junto con J.M.Piris, alcanzar a un ciclista que se divisaba en la lejanía, y lo han conseguido, machacandonos las fuerzas que justas, estaban.
 Gracias a que el ciclista perseguido se ha desviado por Sevilla la Nueva y nuestra ruta circunvalaba esa población, hemos podido proseguir nuestro recorrido a buen ritmo y juntos al paso nuevamente por Navalcarnero y otro esfuercito, para terminar nuestra ruta en El Álamo.

Allí en El Álamo y en el Bar, As de Copas, esperaban Miguel y Javi Gozalo, para acompañarnos en el refrigerio, que después de 93 Km, lo teníamos bien merecido.


Otras fotos AQUÍ.#



domingo, 14 de octubre de 2012

Por hacer caso a los veteranos...


 Hoy mis palabras van dedicadas a nuestro Amigo y Compañero, José Fernandez y a su Familia, por la pérdida de su Padre, Q.E.P.D.

Desde este blog y en nombre del Club Ciclista El Álamo, nuestro más sentido pésame, un fuerte abrazo de todos sus componentes y muchísimo ánimo de todo corazón.



 Lo de hoy en principio no tenía que ser una ruta de aventura, pero las circunstancias como siempre mandan y donde está el cuerpo está el peligro. (no preocuparse que no ha habido ningún percance)
Como digo todo estaba bien planificado y comentado para que nadie se llevase a error. Salvo el reloj de la plaza que lleva un montón de semanas marcando las 05:46. Y lo que te "rondaré morena".

 A la cita los dos grupos, que con un pelín de fresquito, esperábamos a los rezagados de esta contienda.
 Con los saludos y demás, emprendemos la marcha por estas nuestras tierras, pensando que el regreso sería relativamente temprano...
 La primera parada por revisión de presiones de las ruedas de Aurelio, ha sido en una gasolinera la cual está maldita, por la cantidad de hierbajos de abrojos que tiene por sus alrededores, así que, bicicleta en volandas y a cruzar un trecho del camino para evitar las averías y los pinchazos.


Lo siguiente y después de unos cuantos Km. de subidas y bajadas de cerros, de caminos asaltados por las corrientes de agua de arroyos y manantiales, y en zona de los montes de Sevilla la Nueva, ha sido, modificar nuestro recorrido por un bonito camino conejero, que transcurría muy cerquita de la ruta establecida y que en un par de Km. terminaría otra vez en nuestra ruta oficial.

 La idea de nuestro veterano Aurelio nos ha parecido muy buena, y tras la consulta a quien suscribe, por ser el responsable de todos en este día, se ha aceptado.
 Con la alegría de este nuevo recorrido  nos hemos lanzado como vagones de montaña rusa en un serpenteante y divertido camino, adornado en ambos lados con retamas y encinas, cuyas ramas afiladas y deshojadas, nos azotaban las piernas en cada curva. Y en un cambio de rumbo en el espeso bosque, ha sido cuando se nos ha "perdido" nuestro compañero José M. Piris.
 Todos esperamos en un punto de cualquier camino para reagruparnos, y hoy no ha sido menos. Tras la espera y la tardanza de José; Javiajero, Pedro y yo, hemos salido en su busca en tres direcciones posibles del laberinto de caminos, y tras recorrer varios Km en su busca, esta, no ha dado fruto, con la preocupación del momento y el pensar, que se había modificado el recorrido. Pero José M, Piris, conocedor de estos terrenos, a salido por otro sitio a los caminos habituales y llegando en soledad al punto de reunión de final de etapa.

Allí estaba, en el bar As de Copas, y acompañado de su querida madre que le dio cobijo, hasta el regreso del grupo.


Luego nos hemos repartido en dos grupos y dos recorridos, para terminar la salida y recoger por alguno de los dos sitios elegidos a José, el cual con sus dotes de corredor había llegado a su destino, sano y salvo.

 El resto de esta ruta a sido una lucha contra el viento frontolateral que nos ha acompañado hasta el final, no teniendo más documentos gráficos por el "susto-disgusto" que afortunada mente no ha sido nada.

 Hemos aprendido de este error para el futuro y seguro que lo vamos a hacer mejor, aunque se modifique mínimamente el recorrido.

Mi abrazo para José Fernandez.


Otras fotos y un poco de vídeo.


domingo, 7 de octubre de 2012

Un reto de 74 Km.



Después de un tiempo sin actividad ciclista, (yo), en el día de hoy, y tras los ánimos recibidos me he retado a salir con el Club, en una etapa para mi estado físico un poco atrevida, pues los 74 Km de recorrido con un amplísimo surtido de caminos, me han hecho mella en sus últimos Km. Pero al final, y gracias a la paciencia de estos magníficos compañeros, se ha llegado casi en el tiempo previsto.

El horario de las nueve es más llevadero a la hora de levantarse y en la plaza como viene a ser costumbre, ya estaban casi todos los que han podido y querido, preparados para realizar sus propios recorridos.

A la cita, los del Club Ciclista El Álamo y nuestros amigos del Último Repecho.



En el reparto del grupo A, hemos salido 10 bikers: Aurelio, Carlos, Félix, José H., José Piris, Miguel, Luis, Pedro, Javi y JJ. Rumbo al embalse de Picadas.

Al principio y durante los primeros 30 Km, todo ha ido rodado según ruta, y se descubren caminos que como he dicho otras veces, novedosos para muchos de nosotros, pues gracias al Club y a los integrantes del mismo, todos ponemos nuestro granito para descubrir y aprender  los recovecos de nuestra zona, deleitándonos de los paisajes ocultos, que rodando en solitario, en muchos años descubriríamos.



Con dirección a Navalcarnero y un largo camino hasta Los Altos de Méntrida y la Urba de Calalberche, ha llegado la hora de los valientes, que es ni más ni menos, la de cruzar el Río Alberche a golpe de pedal, cosa que se tenía prevista por haberse hecho este recorrido recientemente y las distintas anécdotas que surgieron en este paso, han dado lugar a todo un recital de previsiones tales como: yo hoy me descalzo, pues yo he traído unas bolsas para los pies, tiene que haber un sitio que no cubra... etc, etc. 


Todo lo anterior planeado ha quedado en aguas de borrajas.
La peregrinación por una extensa playa de arena migosa y la retirada de las aguas acercando las orillas, nos ha hecho sonreír a todos pues el estrecho río, tenía también, un fenomenal puente de madera por el que sin ninguna dificultad se ha cruzado, evitando todos los "circos" previstos para alcanzar la orilla opuesta.


Nuestro siguiente destino era, llegar hasta la presa del Embalse de Picadas.

 Unas hostiles cuestas (para mi) nos acercaban a la zona llamada Picadas, pasando por una lado del Safari El Rincón, que dejaba ver de cerca a los distintos animales de esa parte, tales como, avestruces y demás faunas africanas, que rápidamente perderíamos al introducirnos por las sinuosas curvas de la carretera y el espeso bosque de encinas.

 Llegados a la presa, se ha parado a tomarnos el avituallamiento y sobre todo, descansar. 




Preparados para el regreso, y tras una breve pausa en la fuente de Aldea del Fresno, los siguientes 11 Km, se ha rodado a una media de 17, 18 y 20 Km/h y todo, en una continua ascensión por los bonitos parajes de las extensas fincas y los larguísimos viñedos de unos pocos...

 En Villamanta mi calvario particular, a ralentizado a los demás, pero, rodando con la mente, se ha logrado terminar la etapa con el deber y el reto cumplido y 74 duros Km. en las piernas de todos.
Como siempre, es un placer rodar con estas personas. Mi abrazo.

Fotos y vídeo de este día.